Este blog pretende “ser”, “compartir”, un espacio de “silencio interior”, de búsqueda hacia el Indeprofundis. Es mi mirada hacia mi Indeprofundis. Es mi necesidad de expresar mi continuo caminar. De comunicar mi continuo aprendizaje vital y constante. Es un espejo que busca, las miradas internas, las voces internas, las palabras internas, de otros tantos caminantes que van también hacia su Indeprofundis.





martes, 21 de noviembre de 2017

Julius Sergius von Klaver, pintor romántico

 

Al ver este cuadro, me fundo en él,
 y yo y su imagen representada,
 somos Un@.

Qué poderosa imagen colorea las profundidades de mi alma,
qué colores, 
qué Presencia!
Qué luz!
En su caminar,
 la humildad del ser.

----

Julius Sergius von Klaver, pintor romántico del siglo XIX.


Nace un 31 de enero de 1850 en Tartu - 24 de diciembre de 1924 San Petersburgo). Pintor paisajista, de ascendencia báltico-alemana.

No hace mucho que sigo esta página por facebook: PINTURA SIGLO XIX.

Verdadero descubrimiento de pintores que "tocan mi alma".

Así que tengo el gusto de presentarles a uno de estos pintores que se enmarcarían dentro del movimiento "romántico" y lo que veo en común en ellos, es su "amor por la naturaleza" y todas sus formas de expresión.

Julius desplegó su talento artístico temprano, tomando lecciones con Konstantin von Kügelgen. Después de terminar su educación primaria, ingresó en la Escuela Imperial de Bellas Artes, donde por insistencia de su padre, estudió arquitectura. Después de un corto tiempo, no obstante, empezó a tomar clases de pintura de "paisajes" con Sokrat Voroviev y luego con Mikhail Clodt.


 Después de la nevada, 1850-1924





Bosque nevado






Aproximación a la ventisca



























En 1870 deja la escuela, no se sabe porqué razones y empieza a pintar y a exponer sus obras.

En 1874 tuvo su 1ª exposición individual en la Sociedad Imperial para el Fomento de las Artes, después de que el Zar Alejando II mostrara interés por su trabajo. Fue nombrado "Artista" por la Academia, pese a no haberse graduado. En 1878, se convirtió en un académico.









                                    Bosque de abetos



Amante de la naturaleza, ¿quién no ha contemplado nunca abetos como estos?
Bosque, árbol, tronco, arbustos, ramas, musgo...
¿Realidad pintada?
¿Pintura real?









En 1885 ayudó a organizar la exposición rusa en la Exposición Universelle d'Anvers. También fue profesor de la Escuela de Bellas Artes.

En 1908, a causa de un amigo de la Academia en el que tuvo problemas por juego y malversación de fondos, y que implicó a Julius, éste tuvo que marcharse con su família a Alemania, hasta 1915 cuando la guerra lo obligó a volver a su casa. 

Después de la Revolución, comenzó a recibir el apoyo de la "Sociedad de Artistas". Durante el resto de su vida, dio clases en la Academia. Tres de sus cuatro hijos, también se dedicaron a la pintura.







lunes, 20 de noviembre de 2017

Pequeña Serenata Diurna - Silvio Rodriguez





Conocí esta canción en una sesión de terapia grupal....

La estrofa, "soy feliz, soy un hombre feliz en este día, y pido a los muertos que me perdonen, por este día de felicidad"...



Me impactó!



Han pasado casi 22 años... y ahora sé por qué me impactó...



"Soy feliz, soy una mujer feliz en este día,
y pido a los muertos que me perdonen por
este día de felicidad..."


Las "almas antiguas" que con consciencia venimos a aprender una vez más, qué es el amor en el planeta tierra,

a veces sentimos "culpa" por sentir "felicidad", en esa família que hemos escogido al nacer...



Generalizo, una experiencia álmica mía, personal e íntima...

Y ahora la individualizo al expresarla aquí en este mi blog...



Soy feliz, una mujer feliz, en este día,
y pido a los muertos, que me perdonen por
este día de felicidad... 
Gracias!

sábado, 18 de noviembre de 2017

Combat



Ni un milímetre de imaginació,
ni un pèl d'il·lusió
doncs m'endinso en la tristor...

Vull acceptar com em sento,
m'agradi o no el que visc.
Es la realitat que visc,
sempre canviant
segons la meva voluntat!

miércoles, 26 de julio de 2017

Matsuo Basho, maestro del Haiku


"He llegado a este poeta por caminos transversales, pero en ellos había una unidad, una comunión, la de mi ser, con la naturaleza. Así que es natural que se establezca este puente y que les muestre sus colores, texturas, olores, presencia..."



Ah, este camino
que nadie recorre,
excepto el crepúsculo.





Matsuo Basho, poeta japonés nacido en Ueno, Akasaka en 1644. 


                     Matsu Basho, montando en un caballo, dibujo por Sugiyama Sanpo.


Perteneció a una família noble, pero a los 19 años decidió alejarse de su família y vivir con sus propios recursos. Sirvió como discípulo del Jefe Samurai Toudou Yoshitada. Cuando éste murió, fue alumno del gran poeta de la literatura china Kitamura Kingin, quién lo guió hasta convertirlo en un gran maestro de la literatura. 

En 1675 se trasladó a Edo, actual Tokio, ingresando en el círculo del Haiku, en el que formaban parte grandes poetas de la época.

                                     

                                       Horohoroto
  
Adquirió gran fama en el ambiente cultural, logrando una buena independencia económica, que le permitió trasladar su residencia a las afueras de la ciudad para lograr la tranquilidad y la inspiración necesarias para desarrollar su labor poética.



                      Retrato de Matsu Basho por Katshuhika-Hokusai



Falleció en 1694, víctima de una corta enfermedad.


Matsu, decía del Haiku, que es, "sencillamente, lo que sucede en un lugar y en un momento dado".








El Haiku, es un género poético, de orígen japonés. Los haikus se escriben, según la tradición, en tres versos sin rima, de 5, 7 y 5 sílabas, respectivamente. Suelen hacer referencia a escenas de la naturaleza o la vida cotidiana.

Está fuertemente influenciado por la tradición Zen. Poemas breves, directos, simples y naturales, pura intuición del aquí y el ahora.

Algunos Haikus:


Las sendas de Oku

No hablaron una palabra
el anfitrión, el huésped
y el blanco crisantemo.

***
La luna de la montaña
ilumina también
a los ladrones de flores.

***
Qué gloria!
Las hojas verdes, las hojas jóvenes,
bajo la luz del sol.



Primavera

El escenario de la primavera
está casi preparado:
la luna y las flores del ciruelo.

***

Un viejo estanque:
Se zambulle una rana,
el sonido del agua.

***

¡Despierta, despierta,
mariposa dormida,
y seamos compañeros.



Verano

El río Mogami
Ha arrastrado al ardiente sol
Hasta el Océano.

***

Una casa exquisita:
Los gorriones son felices en el mijo
Del campo trasero.

***

Silencio;
La voz de las cigarras
Penetra las rocas.



Otoño

La luna pasa rápidamente
Las ramas aún sostienen,
Las gotas de lluvia.



***

El crisantemo
Es delgado y débil
Pero tiene su destinado capullo.

***

El sol rojo brillante,
Implacablemente caliente,
Pero el viento es de otoño.



Invierno

La primera nevada;
las hojas de los narcisos 
Se doblan.

***

La tempestad de invierno
Se escondió entre los bambúes,
Y amainó en silencio.





***

Retiro invernal;
En la pantalla dorada
El pino envejece.






Estos son algunos de los Haikus de Matsuo Basho, espero les haya gustado.




------------
BIBLIOGRAFIA:

-Wikipedia






lunes, 12 de junio de 2017

Jean-Françoise Millet y su mundo rural...


La 1ª vez que vi un cuadro de Jean Françoise Millet:




fue hace unas 3 décadas aproximadamente, en el museo del Modernismo en Barcelona, en la Ciutadella. Paseando entre cuadros, me detuve ante éste:


                                      El Angelus, 1857-89



Una pareja de campesinos orando. 


En muchos de sus cuadros, Millet tiene el don de plasmar, de expresar pictóricamente la "acción humana", íntegra.
Cuando contemplas "El Angelus", todo tu ser entra en el mismo estado meditativo y profundo que los personajes que pinta en ese paisaje. Tu cuerpo, mi cuerpo se vuelve hacia mi/tú interior. A ese estado de silencio interior, al recogimiento necesario para "hablar hacia el Dios Interno". Belleza que se vive y belleza que al contemplarse, "un@ es tocado" por esa gracia.

Pero no ocurre solamente con El angelus, también sucede con "Las espigadoras":






Nos damos cuenta que en este momento, "yo soy, una de ellas" y no porque me entusiasme este trabajo, pues a mis lumbares no les atrae para nada...sinó porque el cuadro, las figuras te llevan Ya!, a la acción de "espigar", agacharte y recoger las espigas del suelo.

¿Y por qué sucede esto? creo que fue, porque J.F. Millet, nació en la campiña francesa. De padres campesinos, el se nutrió, se crió, jugó, observó todos los amaneceres, atardeceres, los campesinos labrando, ordeñando la vaca, en las numerosas tareas cotidianas de la vida del mundo rural en la Francia del siglo XIX. Y eso significa, que "la vida rural", estaba integrada en todo su ser. 





Cuando Millet, empieza a pintar en su vida parisina, en la ciudad, en el mundo urbano, éste no pinta sus boulevards o la Torre Eiffel, él pinta lo que lleva en su alma, en su corazón: el mundo rural que él vivió, olió, degustó, tocó, observó, contempló:


                                El aventador, 1848








Mujer horneando pan


Jean Françoise Millet nació el 4 de octubre de 1814 en la población de Grouchy, en Normandía. Era el 2º hijo de una família acomodada de agricultores instruídos (su padre era organista y maestro de coro de la iglesia; un tío suyo, médico y otro sacerdote. 





A pesar de trabajar en el campo desde joven, también recibió una buena educación. Sus aficiones, la lectura, la literatura; y desde su infancia se reveló su talento hacia el dibujo. Millet sería reconocido como uno de los más importantes dibujantes del siglo XIX).




Cliffs of Greville






Llega la tormenta






La tempestad de viento, 1871-77


Este cuadro inspiró casi con toda certeza la obra homónima de Van Gogh, que nunca ocultó su admiración por Millet:


La mágica noche estrellada, 1855-67





Al igual que éste. Van Gogh, hizo muchas copias de los cuadros de Millet, (como éste de la siesta). Van Gogh escribió en una ocasión: "Considero a Millet, y no a Manet, un pintor moderno que ha abierto a muchos nuevos horizontes".

La Siesta




Otoño

Tras pasar por varios estudios de pintores, Millet en 1837 dió el salto cuando fue a París para continuar sus estudios; ayudado por una beca y gracias a los ahorros de su madre y su tía (su padre había muerto dos años antes), se matriculó en la École des Beaux-ARts, la más prestigiosa institución artística de París.








                                        Pastora


Son también muy interesantes sus dibujos. 






Algunos críticos consideran que sus cualidades esenciales son más reconocibles en sus dibujos, que poseen una frescura a veces ausente en sus cuadros. Esta opinión ya la expresó en 1887 Camille Pisarro, quien escribió a su hermano Lucien: "El principal valor de Millet está en sus dibujos, éstos van desde rápidos esbozos hasta cuidadísimos bocetos para los cuadros".



Escena rural (sin fecha)


En general están hechos a carboncillo, lápiz o tiza negra con los que el autor logra obtener sabios efectos de luz y sombra.




Regreso de los campos, 1873














Aunque al principio sus obras provocaron fuertes controversias, al final de su carrera alcanzó fama internacional.




Las últimas obras:




 La muerte y el leñador, 1859








La Hilandera, 1867










                            Los cazadores de nidos, 1874








-----

BIBLIOGRAFIA:

- Wikipedia

- MILLET,  Grandes Maestros de la Pintura, ed. Altaya




sábado, 22 de abril de 2017

Nostalgias poéticas, nostalgias musicales

No sé porqué, pero hoy... siento una tremenda nostalgia por "volver" a escuchar desde mi alma, las palabras, profundas, sensibles, tiernas, dolorosas, amorosas del poeta Miguel Hernández, conocidas sobretodo, por otro gran poeta musical: Joan Manel Serrat.

Ahí va,un ramillete de las más bellas y olorosas flores (para mí, en estos momentos):

Elegía a Ramón Sijé, poema de M. Hernández.





Tu boca, poema de Miguel Hernández:





Canción Última, poema de M.H.





Menos tu vientre, de M.H., dedicado a su mujer embarazada








Espero que les haya gustado